lunes, 22 de noviembre de 2010

Mis días sin ti

Mentalmente deberían leer esto a la velocidad de los avisos de legales de la radio.

Listo?

Ahí va: Esto es para la gente que no leyó mi post donde cuento que hace 2 meses que no tengo gas, gracias a una vecina con mas tiempo libre que imaginación, que llamó a MetroGas, que vino, vio y clausuro.

Esto se lee a velocidad normal.
Es muy complicado vivir sin él, cocinar no es una empresa fácil, compramos un anafe eléctrico bajo consumo, pero creo que el bajo consumo se olvidaron de conectárselo, por que cada vez que lo encendemos entra en actividad Atucha I y II, la luz baja y también mi ánimo.

Eso sí, no calienta, como diría mi mamá ni pio, o sea nada, nada de nada.

Las experiencias bañisticas son patéticas por calificarlo de manera optimista. Obviamente tenemos que calentar agua y llevar al baño los baldes, como diría mi amiga Silvia, estilo familia Ingalls, ahora que lo pienso, jamás los vi bañarse.

Volviendo al tema,  cuando termina de calentarse el agua, la que estaba caliente esta tibiona, y vos decís, pasa…, pero cuando entras a la ducha y empezas a bañarte, notas que en un suspiro paso de tibia a fria.

Así que ahora opte directamente por la ducha fría, ahorro un paso y dejo tranquila a Atucha.

Cada vez que me baño me acuerdo tanto de ese viejo comercial del siglo pasado (esto léanlo escuchando mentalmente música de tango)

Agua caliente volve que garua y hace frío, y me muero de resfrió achis, achis, por mi viejo calefón achuaaaaa (Sol – Do)
Claro, debería modificarlo, y decir agua caliente volve que garua y hace frio y me muero de resfrio, achis achis  Y TE EXTRAÑO METRO GAS.

VOLVEEEEEEE QUE TE PERDONAMOSSSSSSSSSSS

Besooo
carab

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.